Tag Archives: Sexo

4 Tipos de mujeres que jamás deberían tener un sex partner

9 Aug

Por Laura Solórzano (@LauSolorzano) .- Hoy estaba un poco bloqueada para escribir y no lograba dar con un tema que me inspirara a escribir y “enlistar”. Sin embargo, saliendo de la clase de Yoga y caminando al metro recordé que hace aproximadamente un mes una amiga (que no está tan del todo dentro de este siglo) me sugirió hablar de los “amigos especiales”, pero para mí es mejor llamarlo todo por su nombre así que aquí les dejo mi listilla de 4 tipos de mujeres que jamás deberían tener un sex partner.

Recordemos antes que la principal característica dentro de este grupo de mujeres del siglo 21 es que nos aceptamos y reconocemos tal como somos. Nos miramos en el espejo y nos sentimos tranquilas con lo que somos sin importar si la imagen nos gusta o no, digo si no les gusta pues a hacer ejercicios y comer sano, pero si les gusta punto para ustedes. Comencemos:

  1. Princesas de Disney for-Ever: En esta cajita entran todas aquellas mujeres que vieron las películas de Disney, las vivieron, se disfrazaron, las jugaron y no las superaron. Se la pasan el día cantando las canciones de las películas y pues buscan el príncipe azul ¿Qué pasará? Sencillo, decides que ya no serás más así, y después de la primera tarde “especial” en algún hotel “bonito” esperaras el “vivieron felices por siempre”, como no llega te enrollas. Consejo: Be honest! Y no te busques este tipo de rollos y como ñapa lee lo que dice Toto, él lo dice mejor que yo.
  2. Mal pegue: Esta cajita, así como la anterior, generará que un par de amigas se molesten conmigo –sorry chicas, lo hago por ustedes-. Esta es la típica niña que aún recuerda cuando estaba en tercer grado y le pegaron, lo malo no es que lo recuerde… Lo malo es que LLORA al recordarlo. Ella en su cuarto todavía tiene afiches de los BackStreets Boys y en Twitter sigue a todos sus artistas de la adolescencia, y les habla. Digamos que le cuesta un poco aquello de “supera y avanza” ¿Qué pasará? Comienzas diciendo: “No me afecta”, te unes más afectivamente porque “son amigos” y después de meses el te cambia y tu tardas más meses en superarlo. Consejo: For real, consigue ayuda profesional y aléjate del perfil de hombres que no busca relaciones.
  3. Jimmy Neutrona: Esto es porque hay un tipo de mujer que tiene química con todos, según ella. Todos los hombres la miran, la desean y se enamoran, según ella ¿Qué pasará? Terminará teniendo no uno, ni dos sino tres sex partners, te sentirás mal contigo misma y te deprimirás sólo para buscar más. Consejo: Quítate el disfraz y reconoce que tu autoestima y ego están golpeados, huye y pasa más tiempo contigo.
  4. Hombre-Dependiente: Todas tenemos una amiga que es incapaz de hacer algo sola, desde comer hasta irse al cine pasando por “auto-complacerse” en todos los sentidos. Si no hay amigos para hacer algo se quedará en casa deprimida, si  no le abren la puerta del carro se queda adentro o afuera (según sea el caso) ¿Qué pasará? En una noche de borrachera decidirás “cambiar” e irte con el primero que te pique el ojo, al día siguiente te irás a tu casa y como desesperada comenzarás a escribirle y preocuparte porque “vivimos en una ciudad insegura, cómo es que no se reporta”, evidentemente ya espantaste al niño. Consejo: Tienes que estar clara de que eres así y advertirle a la persona que salga a tomar contigo que no te deje irte así la amenaces de muerte.

Chicas, tranquilas, no hay nada malo en estar en alguna de estas casillas (o no estarlo) lo importante como siempre es que podamos vernos tranquilas al espejo, dormir sin pesadillas y estar despreocupadas porque ya sabemos en qué tipo de categoría estoy.

No está mal tampoco tener un sex partner, siempre y cuando ambos lo sepan manejar sin preocupaciones, compliques o “citas” porque somos amigos.

Advertisements

De los hombres, las mujeres, la presión social y los prejuicios

1 Mar

Por Batita González (@Batita_Gonzalez).- Hace poco tiempo hablando con un amigo surgió la pregunta de las 60mil lochas, esa que nos hemos hecho por los siglos de los siglos amén y que ni aún hoy con tanta liberación femenina e igualdad de género hemos podido resolver.

¿Por qué existe una presión para que los chicos se acuesten con quien se les venga en gana pero que, aún hoy, a las chicas se les tilda de ”zorras” si son sexualmente activas y además lo pregonan y disfrutan?

Después de muchos argumentos, de hacer una pequeña ‘’encuesta’’ con nuestros amigos llegamos a la conclusión que no existe ninguna presión para que los hombres se acuesten con nadie. PUNTO. Y sí, no se me asombre querido lector, la presión no es para que anden follando con media humanidad, la presión es para que DIGAN que se han acostado con Raimundo y todo el mundo. He ahí la diferencia.

Es parte de la competencia absurda de ser ‘’el macho alfa experimentado’’ del grupo de amiguitos, es parte del ego masculino, de ‘’yo me he agarrado a no se cuantas brother’’, es el vínculo que los hace parte del grupo de los ‘’cotizados’’, en cambio a las chicas no se les presiona para nada, una solita decide lanzarse al abismo de las lascivias porque ‘’lo amo’’, (para aquellas que necesitan –a estas alturas- justificar el ‘’entregársela’’ a alguien) o ‘’porque me gusta el tipín en cuestión’’. El asunto está en que ellos son aplaudidos en todas las plazas del mundo mientras que nosotras podremos ser apedreadas en las plazas públicas de la sociedad por ser ‘’de cascos ligeros’’ como dice mi padre.

Por lo que la diferencia radica en las charlas que surgen sobre el tema en los círculos sociales, tomando como ejemplo la percepción de mi amigo déjenme ilustrarles la ‘’presión’’ por decir que se tiene experiencia en las artes amatorias.

Cuando un hombre habla con otro hombre, o una mujer:

– Si un hombre dice que le agarró la mano, no pasó nada.
– Si un hombre dice que la besó, sólo le agarró la mano.
– Si un hombre dice que se cayeron a besos, sólo le dio un beso con los labios.
– Si dice que le metió mano, sólo se dieron unos besos.
– Si dice que le quitó ropa, sólo le metió mano.
– Si dice que se acostaron, sólo le metió mano.
– Si dice que se han acostado seis veces, quizás, quizás, es verdad que se acostaron una vez.

Cuando una mujer la habla a un hombre o a una mujer:

– Si una mujer dice que sólo se agarraron de manos, se besaron.
– Si dice que sólo se dieron unos besitos, se cayeron a besos una hora.
– Si dice que se cayeron a besos, le metieron mano, y duro.
– Si dice que le metieron mano, y duro, entonces se acostó con el tipo.
– Si dice que se acostó con el tipo, pero sólo una vez, entonces ya van como seis.

¿Ven la diferencia? En ambos casos somos unos engañados, con remilgos de preadolescentes en la edad media y sin cojones de asumir la realidad. Si un chico se acostó con una chica, bien por él, ‘’score’’, si la chica se acostó con un chico, bien por ella vale, ‘’you go girl’’, y listo el pollo.

Si somos seres humanos, con hormonas, feromonas y neuronas y funcionamos más o menos de la misma manera porque andar aún con el complejo del ‘’que dirán’’, y no querido lector, no quiero que me tome por una libertina, pero es la puritita verdad, si todos fuéramos más conscientes de nuestra sexualidad, fuéramos responsables con ella y dejáramos de lado de una buena vez el asuntito de la ‘’moral’’ seríamos una sociedad más feliz.

Para finalizar les dejo una ecuación sencillita. El sexo libera endorfinas, las endorfinas nos hacen felices. La gente feliz no anda por la vida tratando al otro mal. Es sencillamente una transacción ganar-ganar.

%d bloggers like this: